Asesinan a una mujer frente a su hijo en Cuilápam de Guerrero

Los elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) en las diligencias realizadas en el lugar donde fue ejecutada la dama

Una mujer que se dirigía a su trabajo acompañada de su hijo de 12 años de edad fue ejecutada a balazos por sujetos desconocidos en la prolongación de la calle Francisco J. Mina o camino al Areche del barrio San Lucas en Cuilápam de Guerrero.

Cristina V.R. de 32 años de edad acompañada del menor L.H.V., se dirigía al barrio San Lucas donde tomaría su transporte para dirigirse a su trabajo.

A las 07:30 horas aproximadamente, luego de caminar unos 25 minutos, en el camino de terracería fue interceptada por los sujetos quienes le dispararon a corta distancia.

La mujer recibió dos impactos de arma de fuego y quedó tirada en la tierra, junto a un bordo.

Personas que pasaron por el lugar al observar el cuerpo de la mujer y al menor llorando, alertaron a la policía municipal de Cuilápam de Guerrero y al personal de socorro.

Los paramédicos valoraron a la mujer, confirmaron que presentaba lesiones por proyectil de arma de fuego y no contaba con signos vitales, por lo cual los policías acordonaron el área.

Integrantes de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) y peritos arribaron al lugar para recabar indicios y buscar casquillos.

Los restos fueron trasladados al anfiteatro del Instituto de Servicios Periciales en San Bartolo Coyotepec, donde se le practicó la necropsia de ley y el perito médico confirmó que presentaba dos impactos de arma de fuego, uno de ellos en el tórax.

Llegó hace años

Cristina de 32 años de edad, fue originaria de la comunidad del Gachupín, Santiago Tlazoyaltepec del distrito de Etla, pero desde hace años radica con su mamá, su hermana y sus hijos en la ranchería Areche ubicada a unos tres kilómetros del barrio San Lucas.

En la zona, no existe alumbrado público y mucho menos agua potable y muchas de las viviendas son de lámina y madera.

Los familiares revelaron que el niño no tuvo clases y por lo cual decidió acompañar a su mamá a su trabajo, cuando ocurrió la agresión. Su hermana J.H.V. de 14 años, se quedó en su vivienda, pero al ser informada de la tragedia, acudió al lugar del asesinato.

“Ya nos mancharon la colonia, mataron a la mujer por la mañana y nadie sabe quién fue, aquí llegamos a vivir personas de muchas comunidades que no tenemos donde vivir y compramos un lote”, dijo una de las mujeres que a diario camina una media hora para llegar al lugar donde toma el transporte.

La mujer, originaria de Miahuatlán de Porfirio Díaz, revela que nunca había pasado algo grave y en el camino no existe alumbrado público.

Los elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones interrogaron a familiares y vecinos para obtener datos de los presuntos responsables, pero dijeron que desconocían si la víctima tenía problemas.