México impulsa a mujeres en el cine

Evangelina Elizondo comenzó estudiando Teología en la Universidad La Salle; montó luego 64 exposiciones colectivas y dobló la voz en español de Cenicienta de la película de Walt Disney.

Un gran paso para la igualdad entre hombres y mujeres en el cine se dio un 26 de agosto del 2001, cuando México se convirtió en el primer país latinoamericano y 36 a nivel mundial, en integrarse a la organización mundial Women in Film, el cual busca impulsar a mujeres cineastas.

Women in Film destaca el papel de la mujer como directoras de cine, actrices, directoras de fotografía, productoras, críticas y otras profesiones de la industria cinematográfica, pues las mujeres siempre han tenido presencia en la actuación, pero no se les ha valorado, pues en promedio están significativamente peor pagadas que los hombres.

La cobertura mediática se ha centrado solamente en la industria cinematográfica estadounidense, o sea en Hollywood, pero existen desigualdades en otros países.

También, durante décadas, los roles claves -directores, directoras de fotografía, guionistas y productores- fueron realizados por hombres. En la actualidad, las mujeres se han ganado un lugar en el mundo cinematográfico y han hecho contribuciones a muchos de estos campos, donde las mexicanas no podían faltar.

Mexicanas y el cine 

Dolores y Adriana Elhers

Estas veracruzanas comenzaron como fotógrafas y después se convirtieron en pioneras del cine mexicano; por su pasión, abrieron un laboratorio cinematográfico en 1920. Tenían tanto talento que cuando Venustiano Carranza las conoció, les ofreció una beca para estudiar en Estados Unidos, en los Estudios Champlain, en Boston, y después en los Estudios Universal, en Nueva York, donde estudiaron cine.

Cándida Beltrán Rendón

Con el anhelo de independizarse y dejar atrás el estricto hogar regido por un padre militar, abandona Mérida, su estado natal, y viaja a la Ciudad de México. Pasaron 14 años para que rodara su primera película. Fue directora de cine, actriz, guionista y compositora. A los 16 años escribió una historia que bautizó como El secreto de la abuela.

Mimí Derba

También pionera del cine mexicano, pasó a la historia como la primera mujer en dirigir una película en México. Participó en 72 películas como actriz; en La malquerida (1949) y Flor Silvestre (1943); además, fue cantante, escritora, guionista, productora y directora. En 1917, junto con el camarógrafo Enrique Rosas, fundó Azteca Films, donde produjo, dirigió y protagonizó su primera cinta, La tigresa (1917). 

Lila Avilés

Lila ya había hecho una serie de trabajos en la actuación, pero debutó en la dirección con el cortometraje Dejá Vu, de 2016. Este año ganó varios premios por su aclamada película La camarista, la cual fue reconocida como la Mejor Película del pasado Festival de Cine de Morelia (FICM). La idea principal nació mientras la cineasta seguía a un grupo de camaristas en un hotel de lujo de la Ciudad de México para escribir sobre ellas.

La cinta ha ganado un premio del jurado en el Festival de Cine de Marrakech, una mención especial en el Festival de Cine de Palm Springs y fue seleccionada para verse en San Sebastián, Toronto y Estocolmo.

Paz Alicia Garciadiego

Paz ha hecho un gran equipo con su esposo Arturo Ripstein. Ella se ha dedicado a escribir los guiones de la mayoría de las películas dirigidas por su esposo. Su más reciente trabajo es Las razones del corazón, que llegó a la pantalla en 2011, la cual está inspirada en Madame Bovary de Gustave Flaubert; narra la historia de Emilia, una mujer frustrada sexualmente y realmente apasionada.