Oaxaca, inspiración de grandes fotógrafos

Mujeres mixes trabajando, retratadas por Juan Rulfo.

Oaxaca es un estado que ha enamorado a millones de personas que lo visitan, entre ellos fotógrafos, quienes a través de su lente han plasmado la cultura, rostro y magia. Este 19 de agosto se celebró el Día Mundial de la Fotografía, por lo que presentamos cinco grandes fotógrafos que retrataron a Oaxaca. 

Graciela Iturbide 

Su obra se caracteriza por retratar a las comunidades indígenas de México, con las cuales ha ganado renombre en todo el mundo. Es admirada por los críticos, alabada por otros fotógrafos, pero sobre todo, amada por el público. Sigue viajando, fotografiando y exponiendo su obra en todo el mundo. 

Invitada por el artista Francisco Toledo a fotografíar Juchitán -en la región del Istmo-, en 1989 publicó el libro Juchitán de las Mujeres, en el que se expone una colección de fotografías que tomó en el año 1979 y concluyó en 1988. La fotografía más icónica de este libro es la llamada Nuestra señora de las Iguanas. 

Juan Rulfo 

La faceta de fotógrafo del autor de El Llano en Llamas es poco conocida. Su primera visita al estado fue a finales de los años 40; sin embargo, fue hasta 1955 cuando regresó a retratar a la población mixe de Tamazulápam del Espíritu Santo, San Juan Cotzocón, Santa María Tlahuitoltepec, entre otros municipios. Estas fotografías son una muestra de las más de seis mil imágenes que forman el acervo del fotógrafo y escritor.

Mary Ellen Mark

Ella estuvo enamorada del estado, por lo que lo visitaba dos veces al año durante casi dos décadas. Mary viajó por todo el mundo y a través de sus fotografías reflejó sus impresiones del humanismo, que la convirtieron en una de las fotógrafas más influyentes. En Oaxaca impartió talleres y es reconocida por ser una maestra dedicada y exigente que impulsaba a sus alumnos a llegar al límite de sus emociones a través de la fotografía.

Pieter Hugo

"Obrero en huelga, asesinado", de Pieter Hugo.

De origen sudafricano, este fotógrafo eligió Oaxaca para hacer su primera visita a México. Él se caracteriza por sus retratos sinceros que a menudo representan a la clase obrera. Pieter ha producido una serie de trabajos sobresalientes como el de la cultura muxe en Juchitán y recolectores de basura.