Para Rasputín trofeo del torneo Guelaguetza

Julio César Sánchez GarcíaJulio César Sánchez García

Rasputín se lleva en tijeras a Caballero Templario.

El luchador exótico, Rasputín, fue el virtual ganador del torneo Guelaguetza que se realizó el pasado 28 de julio en la Arena Mastín Tercero, en la que fue la lucha estrella.

En esta ocasión, el exótico estuvo acompañado por Átomo con quien enfrentó a Luz Clarita y Caballero Templario.

La primera caída fue para los científicos que lograron coordinarse y mostrar su calidad, para enseguida ser empatados los cartones y finalmente lograr la victoria, para recibir Rasputín de manos del referí el Checo, el trofeo Guelaguetza.

En la semifinal, la consentida del público, Soñadora estuvo acompañada por Diosa Atenea con quien enfrentó a la ruda de rudas, Diosa Quimera y Flor Lotthus.

En el arranque de la primera las técnicas tuvieron más precisión en sus ataques, para doblegar a sus rivales, sin embargo, en la segunda, las rudas demostraron que están preparadas para enfrentarse a quien les pongan enfrente.

En la decisiva Soñadora rindió a Flor Lotthus y Diosa Quimera a Diosa Atenea, quedando de frente a frente Soñadora y la tremenda Diosa Quimera, las cuales en un castigo de la ruda de rudas, ambas quedaron en espaldas planas, por lo que, el referí el Checo contó los tres segundos, dando un empate.

En la especial, lucha Bull Terry Mach, Ciborg y Escudero del Diablo empataron con “Los Reyes del Infierno”, Rey Satán y Noesis, por lo que, para demostrar quienes son los mejores, apostaron máscara y cabellera contra máscaras, la cual se realizará en el próximo encuentro.

En la segunda de la tarde se realizó la gran despedida de una leyenda, Relámpago Gómez, quien estuvo acompañado porPayasito Triki Traka y Piel Canela, los cuales derrotaron a Mastín Tercero, Llorona Junior y Maníaco.

En el torneo de la Copa Guelaguetza, donde participaron Caballero Templario, Arkanos, Zombie Junior, Súper Yarda, Megatrueno y Maníaco, al ganador de dicha presea fue Zombie Junior.

Las primera y segunda lucha fueron refereadas por Chilango García, correspondiendo las otras tres a El Checo.