Oaxaca, con sólida ley antiplástico: Greenpeace

CIUDAD DE MÉXICO 09-Jul-2019 .-En los últimos dos años, 24 estados del País han legislado para disminuir el consumo de plásticos motivados más por adoptar un tema de moda, que por propiciar un cambio social para reducir su uso, por lo que urge una Ley General.

Así lo señaló Miguel Rivas, coordinador de la campaña de Océanos sin Plástico de Greenpeace México, quien consideró que sólo las legislaciones de Baja California Sur y Oaxaca tienen la solidez para motivar un cambio.

"El caso de Baja California Sur me parece muy bueno porque es una legislación que sí prohíbe el uso de plásticos y Oaxaca también me parece una legislación muy buena y aventurada en el sentido de que genera una prohibición hacia el pet", dijo.

"El pet es el producto más cuidado de la industria porque es donde pueden aplicar su discurso de economía circular, esto me parece muy valiente de Oaxaca".

En cambio, destacó que el resto de las legislaciones estatales no abona a un cambio cultural de fondo.

Ni siquiera la legislación de la Ciudad de México, mencionó, a pesar de que es una de las que se plantea como de las más robustas en relación a los artículos que prohíbe.

Unicel, de alto riesgo

Otro ejemplo, es la legislación de Puebla, donde pese a que Greenpeace trabajó durante varios meses con los legisladores para incidir en la creación de una ley que prohibiera el uso de plásticos, el Estado terminó aprobando una que permite el uso de unicel.

"Con sólo sentarse una vez a la mesa, la industria bajó de la ley el unicel a pesar de lo tóxico que es para el ambiente y para la salud de las personas. Esta es una legislación del ejemplo de poder que tiene la industria para manipular porque prohibió plásticos como popotes, pero permite el unicel", apuntó.

Veracruz destaca como el primer Estado que legisló para reducir el uso de plásticos, no obstante, añadió Rivas, también es de las legislaciones más débiles.

"A pesar de que la legislación de Veracruz fue la primera, también es una de las más débiles porque le da la facultad a los municipios de prohibir el plástico y lo que busca es sólo que cada municipio se haga responsable de esto, pero queda abierta la puerta de que uno diga 'yo no quiero'", agregó.

Frente a la variedad de legislaciones estatales que regulan el uso de plásticos y para evitar un caos legislativo, el activista de Greenpeace México urgió a contar con una Ley General que regule el uso de plásticos en todo el País.

Alianza contra el plástico

Para promover soluciones reales que contribuyan a frenar la crisis de la contaminación plástica, Greenpeace México y el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) anunciaron el lanzamiento de la "Alianza México sin Plásticos", la cual agrupa a 33 organizaciones de 18 entidades.

Durante el lanzamiento de la Alianza, se destacó que de los 2 mil 458 municipios del País, sólo 77 cuentan con mil 60 centros de acopio que captan sólo el 0.03 por ciento de las 40 millones de toneladas de residuos sólidos valorizables (plásticos, metales, vidrio, papel).

Sin reciclaje

Se estima que en el País se producen anualmente alrededor de ocho millones de plásticos, pero la capacidad de reciclaje es de apenas 6.07 por ciento, principalmente mediante la informalidad y concentrada en su mayoría en la Ciudad de México.

Dolores Barrientos, representante en México del PNUMA, urgió a contar con una Ley General que prohíba el uso de plásticos como una medida para articular las legislaciones estatales y generar un cambio social que contribuya a mejorar la salud humana y el medio ambiente.