Exigen sanción para sindicatos violentos

La disputa entre sindicatos de transportistas han puesto en jaque la tranquilidad de los oaxaqueños

La 64 legislatura del estado exhortó a los titulares de la delegación estatal de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, la Secretaría de Seguridad Pública del Estado de Oaxaca y la Junta de Conciliación y Arbitraje de la entidad para que en el ámbito de sus atribuciones investiguen y sancionen a las organizaciones sindicales que participen en actos de violencia.

En sesión ordinaria, solicitaron también se realicen las acciones necesarias para evitar nuevas riñas y, de esta manera, garantizar la paz en el estado.

Trastocan objetivos

La diputada Hilda Graciela Pérez Luis, que presentó el punto de acuerdo aprobado como de urgente y obvia resolución, señaló que los sindicatos tienen por objeto impulsar la formación, desarrollo y consolidación de los trabajadores. “Nadie duda que las organizaciones sindicales han sido en su momento indispensables para la defensa de los derechos de los asalariados, pero esta realidad ha cambiado de forma negativa para ejercer presión al poder público o los hombres de poder”.

Dijo que en la actualidad los sindicatos se han convertido en un problema serio para la democracia mexicana, “ahora vivimos en forma frecuente la disputa entre militantes de sindicatos, sobre todo aquellos que se dedican a acarrear materiales para la construcción, confrontándose para ser beneficiados con los contratos de ejecución de las obras que se realizan en territorio oaxaqueño, dejando de lado la comunicación y el diálogo pacífico”.

Agregó que en su lugar han optado por ejercer actos violentos en los que emprenden agresiones en contra de los integrantes de un sindicato contrario, lo cual ha provocado gente lastimada, además de daños materiales tanto de los involucrados como de terceros, ejemplo de ello es lo sucedido el pasado 25 de junio del presente año cuando se registró un enfrentamiento más entre integrantes del Sindicato Libertad y de la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (CATEM), que se disputaron una obra del municipio de la ciudad de Oaxaca de Juárez”.

Destacó que el conflicto dejó dos personas muertas, 10 lesionados y varios camiones quemados y vandalizados.

Caos e inestabilidad

“¿Hasta cuándo vamos a continuar viviendo los ciudadanos este tipo de actos violentos que vulneran la paz social? Porque no es el primer hecho violento que pasa en la entidad. Éstas organizaciones han causado caos e inestabilidad a la paz social, sin dejar de señalar que la ciudadanía se convierte en un rehén cada vez que uno de estos líderes es aprehendido por una orden judicial”.

Expresó que los sindicatos deben operar dentro de la ley a fin de lograr los objetivos para los cuales nacieron, así quedó establecido en las reformas a la Ley Federal del Trabajo en contra de quienes, de verdad, son una mafia; esta reforma establece que ejercer actos de violencia, discriminación, abusos y hostigamiento sexual en contra de sus miembros, el patrón o representantes o sus bienes o la de terceros se castiga con la pérdida del registro.

“Basta de la ausencia del Estado de Derecho en Oaxaca, la ciudadanía solo desea caminar segura en la calle sin miedo a sufrir una agresión física. Cero tolerancia, señor gobernador, estamos cansados de ver un Oaxaca como rehén”.