Exhibirá DDHPO abusos de la Guardia Nacional

En el Istmo, 2 mil elementos
Facebook DDHPOFacebook DDHPO

El Ombudsman reveló la labor de la DDHPO en la región del Istmo

“Si nosotros vemos que la Guardia Nacional comete violaciones a los derechos humanos de los migrantes lo vamos a decir de manera contundente”, aseveró el titular de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO), Bernardo Rodríguez Alamilla.

Al ser cuestionado sobre el envío de 10 mil 500 efectivos de la Guardia Nacional a la frontera sur, de los cuales 2 mil estarán en el Istmo de Tehuantepec, manifestó que es una de las facultades que tiene el titular del Poder Ejecutivo, “aunque en términos de derechos humanos nos parece riesgoso, por lo que ha pasado históricamente en el tema de las policías que están integradas por parte de militares”.

Dijo que sin embargo entienden que es parte de las facultades del presidente de la República y lo que ahora les toca es vigilar de manera permanente, estar en la zona, viendo que no haya excesos por parte de la Guardia Nacional en el tema de derechos humanos. “A final de cuentas es parte de nuestro trabajo y lo vamos a hacer de manera permanente”, dijo.

Rodríguez Alamilla comentó que ya han empezado a firmar convenios con algunos municipios sobre todo de la región del Istmo de Tehuantepec, donde existe este paso de migrantes, y van a estar de manera permanente ahí.

“Entendemos que hay un cambio diametralmente opuesto a lo que tradicionalmente el estado mexicano venía trabajando en el tema de migración, entendemos que las circunstancias también son distintas y en ese esquema hay una decisión por parte del Gobierno Federal, pero a nosotros nos toca vigilar que estas decisiones no vulneren derechos humanos”, abundó.

Manifestó que le preocupa que pueda haber un uso ilegítimo de la fuerza pública, que se excedan en la contención de los migrantes y que la misma no esté regulada por parámetros internacionales, “que es lo que nosotros vamos a regular”.

Explicó que hay un derecho de las personas de transitar libremente por el estado, “pero también consideramos que sí tiene que haber cierto proceso de regulación, esto se hace en Europa, en la mayoría de los países que tienen tránsito de migrantes; esto no se había hecho en México y lo que tenemos que ver es que esta regulación no extralimite las facultades del Estado en términos de los derechos humanos”.

Agregó que se tiene que hacer una regulación respetuosa de los mismos, porque el primer gran derecho que se le puede violar a los migrantes es no saber que estas personas tienen derechos, “entonces sí debemos de tener por lo menos cierta lógica de control en términos de saber quién está entrando, pero siempre respetuoso de sus derechos”.

Respecto al personal que mantiene la defensoría en la región del Istmo de Tehuantepec, respondió:

"De entrada tres oficinas regionales, nos hace falta fortalecerlas, es algo que venimos arrastrando desde la anterior administración; pensamos que podríamos llegar a tener de manera permanente a alrededor de 15 personas, pero evidentemente esto no es suficiente, lo que implica que vamos a estar mandando personas, colectivos, grupos, sobre todo en situaciones en las que veamos un riesgo, en lugares donde detengan a los propios migrantes, en las estaciones del Instituto Nacional de Migración (INM), ahí vamos a estar de manera permanente".