Se cae alianza entre Pemex y sector privado

Agencia ReformaAgencia Reforma

En los últimos 10 años, la producción petrolera de Pemex cayó a una tasa promedio anual de 4.1 por ciento

CIUDAD DE MÉXICO.- La Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) canceló el proceso de licitación de asociaciones (o farmouts) para buscar socios de Pemex para explotar siete campos, con el fin aumentar la producción petrolera.

Esta licitación se había pospuesto tras la cancelación de las rondas petroleras 3.2 y 3.3 de diciembre pasado, y se tenía previsto celebrarla el 9 de octubre.

La cancelación se dio una vez que la Secretaría de Energía (Sener) retiró las áreas susceptibles de formalizar estas alianzas.

El 4 de junio, Pemex Exploración y Producción presentó a la Sener su renuncia a los derechos derivados de los procedimientos de migración con socio y la dependencia lo aprobó el 10 de junio, según se informo en la sesión extraordinaria de la CNH.

Mala señal para calificadoras

Esta decisión es una mala señal porque Pemex no tiene recursos suficientes -se necesitan 24 mil millones de dólares al año y 34 mil millones considerando pasivos- para cumplir la meta de producción de 2.4 millones de barriles diarios, dijo Sergio Pimentel, comisionado de la CNH.

"Hoy estamos formalizando la cancelación de los farmouts de Pemex, no hay manera, no dan los números, de alcanzar la meta de producción que el Gobierno se ha fijado de 2.4 millones sin el apoyo de la iniciativa privada, y cuando mandamos estas señalas no hay forma de pensar que la IP va a venir a invertir.

Gonzalo Monroy, director de GMEC, resaltó que esta decisión no pasará desapercibida para las calificadoras, pues manda la señal de que no entienden lo que están esperando. No debe extrañar que S&P haga un downgrade.

Duncan Wood, director de Wilson Center's Mexico Institute, expuso que esto es lo opuesto a lo que deberían hacer.

"Hay una crisis de confianza entre inversionistas y las agencias calificadoras. En mi opinión, esta es la única manera de levantar la plataforma petrolera de Pemex y del País dado que no hay rondas petroleras", señaló.

Adrian Duhalt, especialista en energía del Baker Institute for Public Policy en Rice University, dijo que el hecho de que Pemex minimice las ventajas de los farmouts contribuye a crear presiones innecesarias sobre la perspectiva de producción y financiera de la empresa.

En los últimos 10 años, la producción petrolera de Pemex cayó a una tasa promedio anual de 4.1 por ciento.

En la Administración pasada, Pemex amarró tres farmouts que representaron transferencias a Pemex por mil 670 millones de dólares, además de la obligación de recibir 50 por ciento de lo que produzcan.

Tras el éxito de este mecanismo, la Administración anterior planteó una segunda fase para siete áreas en diciembre de 2018, pero fue pospuesta por el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador.