Niegan quiebra del ISSSTE

Luis Antonio Ramírez Pineda, director del ISSSTE

CIUDAD DE MÉXICO, México 24-Apr-2019 .-Tanto Luis Antonio Ramírez Pineda, director del ISSSTE, como Héctor Santana Suárez, secretario general del Instituto aseguraron que la dependencia no está quebrada y que las pensiones están garantizadas por el Estado mexicano.

Durante la "Semana de Seguridad Social. ¿Es necesaria una reforma al sistema de pensiones?", realizada en el Senado, Santana Suárez, admitió que el instituto enfrenta rezagos en infraestructura, la cual es insuficiente y parte debe ser sustituida.

Admitió que también hay rezago en el número de médicos, de enfermeras, en equipamiento de hospitales y en la disponibilidad de recursos para ampliar el acceso.

"Sin embargo contamos, para enfrentar estos retos, con activos importantes como las reservas actuariales que superan los 93 mil millones de pesos, las cuotas y aportaciones, las cuotas por cobrar y un patrimonio inmobiliario distribuido en todo el País", dijo a legisladores.

Detalló que en el ISSSTE es necesario restablecer los equilibrios financieros y que las dependencias y entidades que les adeudan se regularicen con el instituto que enfrenta retos presupuestales.

Apenas el lunes Mario Zenteno Santaella dijo que el ISSSTE está en quiebra y que el pasivo que arrastra podría provocar que el Instituto tuviese problemas para operar.

Por otra parte, en una entrevista radiofónica, difundida por el instituto, el director del ISSSTE, Luis Antonio Ramírez Pineda sostuvo que el organismo cuenta con reservas de 97 mil millones de pesos, lo que considera solidez financiera.

Reiteró que el ISSSTE heredó un pasivo de 22 mil millones de pesos por deudas con proveedores de medicamentos e insumos; laudos por juicios y sentencias ya dictaminadas, y otros servicios.

"Sí tenemos dificultades en el flujo que nos llega día a día para hacer frente a los pasivos que heredamos del sexenio anterior.

El titular del ISSSTE aseguró que las pensiones del millón 200 mil jubilados están garantizadas, pues desde 2007 el Gobierno federal tomó el control y asigna un presupuesto específico para cubrirlas.