Toman mujeres acciones de autodefensa

Agencia ReformaAgencia Reforma

En diversas partes del país se han tomado medidas de autodefensa entre las mujeres

Ante el incremento de la violencia feminicida, el rapto y el acoso, las mujeres han apostado por acciones de autodefensa que van desde la elaboración de gas pimienta, la utilización de lámparas inmovilizadoras, el establecimiento de códigos para pedir y dar ayuda, así como la aplicación de técnicas de golpes.

“Es muy importante hacer visible que, ante todas las agresiones, las mujeres estamos unidas, organizadas, no nos quedaremos de brazos cruzados, nos vamos a defender porque nuestras vidas valen. Queremos que dejen de acosarnos, de violentarnos, queremos vivir libres”, señaló Antonia, estudiante de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca.

Fue a finales del año pasado cuando, ante el fracaso de las instituciones para brindar seguridad pública, decidió llevar en su mochila un gas pimienta elaborado de manera casera. Al dirigirse a casa fue perseguida sobre Avenida Universidad por un sujeto que en un inicio se le acercó a pedirle la hora.

A través de las redes sociales, las mujeres están compartiendo tutoriales sobre defensa personal para poder hacer frente a los agresores ante un intento de rapto o violación.

Fracaso oficial

Ana María Hernández Cárdenas, integrante de Consorcio para el Diálogo Parlamentario y la Equidad señaló que la utilización de estas medidas refleja un fracaso en la prevención del delito, el cual ha hecho que las mujeres se sientan inseguras y también señala que las mujeres ya no están dispuestas a permitir más agresiones.

“Nosotras las mujeres tenemos que preservar la vida y la seguridad, lo que es un hecho es que el Estado no ha garantizado la posibilidad de que tengamos espacios seguros en el espacio privado y espacio público”, dijo.

La utilización de medidas de autodefensa y protección -agregó- es un reflejo de cómo se ha ido agudizando la violencia contra las mujeres pero también la percepción ciudadana sobre la inseguridad.

A la par de los asesinatos de mujeres, la cifra de mujeres desaparecidas también establece una preocupación importante. Según estudios diversos, en muchos casos, la desaparición está ligada a la trata de personas y a la industria del comercio sexual y la búsqueda de personas desaparecidas se ve obstaculizada por el hecho de que la ley señala que hay que esperar 72 horas para interponer una denuncia por desaparición, tiempo que puede ser determinante para evitar este hecho o incluso la muerte de mujeres.