Pasar al contenido principal
x

Se reeduca a varones que ejercen violencia

Foto(s): Cortesía
Redacción

De 318 varones canalizados por el Poder Judicial del Estado al Centro de Reeducación para Hombres que ejercen Violencia contra las Mujeres, perteneciente a la Secretaría de Seguridad Pública (SSPO), un total de 124 ya concluyeron su proceso y a través de una evaluación final y entrevistas a sus familiares se miden los cambios en su conducta para detectar a tiempo casos de alta peligrosidad.


Como parte de las acciones encaminadas a evitar violaciones a los derechos humanos y eliminar todas las formas de agresión contra la mujer, el Poder Judicial del Estado impuso a los agresores involucrados en procesos legales, la obligatoriedad de participar en los programas de reeducación integral, así como en el tratamiento de adicciones que procuren el bienestar y seguridad de las víctimas, medida establecida en el Acuerdo General número 15/2013, del Consejo de la Judicatura.


83 hombres canalizados


En esta labor, la Dirección de Derechos Humanos del Poder Judicial detalló que tan solo en lo que va del año han sido canalizados 83 hombres a dicho Centro, con lo que suman 318 los varones que del 2014 a 2016 han recibido o se encuentran involucrados en el programa en el que reciben atención especializada, integral y gratuita para cambiar sus conductas agresivas.


Cada sector de la sociedad debe trabajar para lograr que la erradicación de la violencia contra las mujeres y niñas, a fin de garantizarles una vida plena bajo el irrestricto respeto de sus derechos, aseguró el presidente del Tribunal Superior de Justicia y del Consejo de la Judicatura del estado, magistrado Alfredo Lagunas Rivera, al reconocer el trabajo coordinado que en este tema se lleva a cabo con la Secretaría de Seguridad Pública.


Datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), destacan que en México 63 de cada 100 mujeres de 15 años y más ha experimentado al menos un acto de violencia de cualquier tipo, ya sea violencia emocional, física, sexual, económica, patrimonial, y discriminación laboral, misma que ha sido ejercida por cualquier agresor, sea la pareja, el esposo o novio, algún familiar, compañero de escuela o del trabajo, alguna autoridad escolar o laboral o bien por personas conocidas o extrañas.

Noticias ¡Cerca de ti!

Conoce los servicios publicitarios que impulsarán tu marca a otro nivel.