Sí va la creación de la Procuraduría Ambiental en Oaxaca

ROMÁN CARLOS VELASCOROMÁN CARLOS VELASCO

La nueva dependencia tendrá a cargo la la atención a las denuncia ambientales, la vigilancia y la difusión de derechos ambientales, a efecto de proteger la ecología en la entidad, tan castigada por la mano del hombre.

La creación de una Procuraduría Ambiental en el Estado ha sido una exigencia durante años por parte de los ecologistas oaxaqueños. Sin embargo, ahora que se promueve su implementación, la incredulidad y desesperanza no dejan de invadir el sentir de los ambientalistas ante la tradicional falta de voluntad política.

A siete meses de que el gobernador del estado anunciara la creación de una Procuraduría Ambiental para Oaxaca, la subsecretaria de Normatividad Ambiental de la Secretaría del Medio Ambiente, Energías y Desarrolló Sustentable (Semaedeso), Jarumy Méndez Reyes, dio a conocer que el ejecutivo ya se encuentra en diseño de la propuesta de iniciativa de ley, la cual será presentada ante el Congreso del Estado para su discusión y aprobación, y posteriormente se realizará el trabajo administrativo que norme sus operaciones.

Méndez Reyes declaró que la importancia de la Procuraduría radica en fortalecer las actividades de inspección, vigilancia y sanción, además de garantizar la imparcialidad administrativa en la normatividad ambiental.

Así mismo anunció que los ejes abordados por el organismo serán la atención a la denuncia ambiental, la vigilancia y la difusión de derechos ambientales.

EL ESCEPTICISMO DE AMBIENTALISTAS

Por su parte, los ecologistas han reaccionado incrédulos ante la operación y posterior eficiencia de una procuraduría ambiental, pues señalan que la ejecución de promesas institucionales se han visto mermadas ante la natural falta de voluntad política.

Por ejemplo, el activista Nazario García Ramírez, coordinador del Colectivo de Organizaciones Ambientales en Oaxaca, lamentó no saber si festinar o apesadumbrarse ante la creación de éste organismo.

Señaló que la misma Semaedeso ha sido omisa ante sus funciones, pues a pesar de haber sido ésta, una exigencia de los ecologistas, más que defender ha colaborado a que se siga atentando contra el medio ambiente.

“Da que pensar ese anuncio de la creación de la Procuraduría Ambiental. ¿En verdad pueden confrontar a mafias alentadas por el mismo gobierno? Ni Profepa, ni Conagua le han entrado a sancionar a los depredadores de los recursos naturales, a la devastación de los bosques. ¿Realmente un organismo estatal podría hacerlo? En Oaxaca reina la ley del que más tiene. El mismo Secretario, en vez de proteger a los campesinos, a los dueños de los recursos, se dedica a promocionar la devastación de los recursos, el también se las da de vampiro chupa sangre”, señaló con ironía.

Por su parte, el artista plástico y activista Markoa Vasquez declaró que la creación de una Procuraduría Ambiental sería un gran paso para Oaxaca, igual que lo es la Semaedeso; sin embargó, advirtió que su funcionalidad depende en gran parte de la vigilancia ciudadana.

“Tenemos la Secretaría, pero quien está al frente no sabe del medio ambiente, es un empresario y como tal, ve al medio ambiente como un negocio, por ello tantos inversionistas eólicos. La Procuraduría es una necesidad, pero aun más necesario es que la sociedad sea vigilante de ésta, debemos exigir siempre un consejo ciudadano, pues si lo dejamos en manos de más funcionarios, vamos a seguir igual a peor.”

Respecto del señalamiento, la Subsecretaría de Normatividad Ambiental, indicó que los consejos consultivos son una alternativa para dar respuesta a la demanda ciudadana.

El pasado 2 de Agosto, la Semaedeso, llevó a cabo el simposio Importancia de las Procuradurías Estatales Ambientales y de Ordenamiento Territorial, con la finalidad de asesorarse sobre la experiencia de tales organismos en el país, su naturaleza, sus alcances y sus funciones.