Derrumbes e inundaciones, deja Calvin por la Costa de Oaxaca

Por las lluvias se registraron diversos derrumbes en las vías troncales 175 y 200.

Con una importante cantidad de derrumbes en vías troncales y caminos rurales, decenas de casas inundadas, así como el desalojo de al menos 40 personas que tuvieron que ser albergadas en el centro de Candelaria Loxicha, la Costa resintió el paso de la tormenta tropical Calvin.

A pesar de las intensas lluvias que mantuvieron en alerta a autoridades y pobladores de la región durante la tarde del lunes y madrugada del martes -lapso en el que la depresión tropical 3-E evolucionó a tormenta tropical-, los efectos del fenómeno se redujeron a afectaciones en la movilidad en carreteras federales, estatales y caminos rurales, e inundaciones en casas habitación.

Huatulco en calma, después de Calvin

Con acciones de prevención como la instalación de albergues, resguardo de embarcaciones, suspensión de clases y cese temporal a las actividades marítimas y de recreación en los balnearios, autoridades de Santa María Huatulco se adelantaron al fenómeno hidrometeorológico.

Luego del paso de la tormenta, que tocó tierra la noche del martes en San Pedro Huamelula, funcionarios de Protección Civil y Bomberos de esta localidad informaron que sólo se registraron algunos derrumbes menores en caminos rurales y la caída de un árbol en La Crucecita.

Sin desalojo de familias

Leobardo Vásquez, director de Protección Civil municipal, señaló que en las colonias y comunidades más vulnerables como el Sector H3, Bajos del Arenal y Bajos de Coyula, funcionarios estuvieron pendientes para que en caso de ser necesario, las familias fueran desalojadas y trasladadas a albergues; sin embargo, informó, eso no fue necesario.

Asimismo, el edil José Hernández Cárdenas informó que decenas de embarcaciones fueron removidas de la dársena y resguardadas, además de que solicitó a prestadores de servicios náuticos y restauranteros suspender actividades a partir de las 14:00 horas del pasado lunes, lo que evitó que visitantes se pusieran en peligro por el alto oleaje que aún prevalece en las playas.

Trabajos para despejar caminos en Tonameca

Autoridades locales de este lugar señalaron que hubo saldo blanco en comunidades altas y centros turísticos de Tonameca, luego del paso de la tormenta tropical Calvin.

El edil Jesús Leyva Martínez destacó que la cuadrilla de Protección Civil municipal trazó una ruta de acción para atender de manera inmediata a comunidades en peligro, sobre todo en el núcleo rural de Cozoaltepec y los destinos de playa San Agustinillo, Mazunte y Agua Blanca.

El munícipe afirmó que en el caso de las comunidades donde existen deslaves permanentes, se tuvo especial atención ante su posible incomunicación, así como en las playas, donde se sugirió a prestadores estar pendientes por la seguridad de los turistas.

Actualmente, dijo, se atienden llamados por el exceso de lodo en caminos rurales y se trata de cubrir un itinerario con el módulo de maquinaria con el que cuenta el ayuntamiento. “Estamos trabajando a marchas forzadas para cubrir la demanda de despeje en varios accesos para evitar el desabasto de alimentos”.

En Pochutla, derrumbes e inundaciones

Derrumbes en las carreteras federales 175 y 200 e inundaciones en diversos domicilios del centro y colonias aledañas, fueron las contingencias que vecinos y bomberos tuvieron que enfrentar por las intensas lluvias dejadas por Calvin.

Sin un plan de contingencia ordenado y coordinado, autoridades de Pochutla, encabezadas por el edil Víctor Cruz Vásquez, tal como sucedió con el paso de la tormenta Beatriz, afrontaron de manera improvisada –sin herramientas ni vehículos- las intensas lluvias provocadas por la tormenta tropical.

Con albergues en el centro, Zipolite y Puerto Ángel, y recorridos apresurados en colonias de esta ciudad, bomberos, tres funcionarios de Protección Civil y unos cuantos policías trataron de contener los efectos del fenómeno que trajo consigo inundaciones en casas y derrumbes carreteros.

Afectaciones a la movilidad

La principal afectación en materia de movilidad fue el cierre durante varias horas de la carretera federal 200 en el tramo La Redonda, donde un derrumbe dejó completamente tapada la vía y sólo después de la labor de bomberos fue despejada de manera parcial.

En la carretera 175 que conecta Pochutla y Puerto Ángel, a la altura de la localidad Arroyo Tres, nuevamente se colapsó la mitad de la cinta asfáltica, que hace unos días destrozó la tormenta Beatriz y cuyos trabajos de rehabilitación no fueron muy eficientes.

En Candelaria resguardan a más de 40 pobladores

En Miramar, Candelaria, se registraron deslaves en laderas cercanas a casas.

Resalta el caso del municipio Candelaria Loxicha, donde funcionarios de la dirección de Protección Civil optaron por desalojar una decena de familias de la colonia Barrio Nuevo, cuyas casas fueron consideradas en riesgo por deslaves.

Unas 40 personas, entre adultos y menores, fueron trasladadas a la escuela Cecyte ubicada en el centro de la población desde la tarde del lunes, y la mañana de este martes regresaron a sus hogares.

Habitantes reportaron a través de redes sociales deslaves en casas de la comunidad Miramar y la crecida del río de la localidad, sin que se registraran mayores pérdidas materiales o humanas.