Sara Almeraya, amor por el textil en Oaxaca

MAGGYMAGGY

Apasionada de las tradiciones Mexicanas y textiles antiguos del itsmo de Tehuantepec.

Sara Almeraya está enamorada de su estado, de los bordados y telares del Istmo de Tehuantepec.

Desde hace 14 años que su mamá Micaela Velasco emprendió un gran sueño del que ahora se siente orgullosa, y fue ahí donde Sandra tuvo sus primeros contactos con el bordado y el color del cual se enamoró.

Habla sobre la convivencia que empezó a tener con las artesanas que llegaban a mostrar su trabajo y fue así como quedó atrapada de cada una de las historias que cuenta cada pieza, sobre uno de mismo, la manera en la que nos describe, de quien la confecciona y por quien es elegida.

Gran gama de colores y elementos mexicanos son los que logra plasmar Sara en sus diseños. FOTO: Maggy

Sara emprendió un viaje a la Ciudad de México para estudiar una carrera universitaria, pero no se sentía a gusto,  ya que extrañaba su querida Oaxaca; cada vez que regresaba me sentía llena de vida y es aquí donde puedo crear y donde he descubierto mi verdadera vocación.

Cada vez que habla sobre los telares y bordados se le ilumina el rostro, y le gusta mostrar vestuarios antiguos que datan de años y los cuales conserva en un baúl en su casa y colgados en las paredes de su departamento en la Ciudad de México.

Hace unos meses decidió tomarse un tiempo para descubrir que su corazón nunca se ha ido de su amada ciudad y que nunca lo hará.

No deja de bordar

Con sus creaciones refleja el momento en que se encuentra. FOTO: Maggy

La joven de 22 años de edad regresó para seguir desbordando su creatividad y seguir sintiendo su corazón palpitar cada vez que respira en la ciudad.

Sara cuenta con el apoyo de su mamá, quien es parte de su inspiración. Entre sus intervenciones cuenta por ahora con bolsas y chamarras para mujeres y hombres donde hace uso de pedazos rescatados del taller de su mamá, donde puede encontrar cosas inimaginables como lienzos antiguos, bordados a mano y donde agrega hilos y cuentas de gran color.

Con la voz un poco nerviosa pero muy firme en lo que quiere, dice que este es un gran logro pues representa todos sus miedos y limitaciones que decidió dejar atrás, y que desde ahora solo sigue lo que su alma y su corazón le dictan.

Chamarras y bolsas Intervenidas forman parte de la colección de esta gran diseñadora oaxaqueña. FOTO: Maggy

La diseñadora refleja en sus diseños tal cual la transparencia de su alma con intervenciones fuertes y coloridas en los diseños.

Hay mucho amor y dedicación en cada una de sus prendas de las cuales se siente muy orgullosa cada vez que es elegida por algunos de sus clientes.