Pensión alimenticia no debe suspenderse: Magistrado

Las leyes otorgan a las personas la posibilidad de acudir a los juzgados y plantear sus problemáticas relacionadas con violencia de género o pago de pensiones alimenticias, ya que gracias a los Acuerdos establecidos en el Poder Judicial, las y los jueces son investidos con la facultad para investigar y orientados a actuar de tal forma, que las mujeres y los acreedores alimentarios no queden desprotegidos, afirmó el magistrado José Luis Reyes Hernández.

“Cuando alguien incumple con el pago de la pensión alimenticia, se genera una responsabilidad a su cargo, ya que por ley tiene el deber de cubrir los gastos que se han originado, incluyendo los causados por esta etapa de contingencia, le sean imputables o no las causas de los mismos”, señaló el integrante de la Sala Familiar del Tribunal Superior de Justicia del Estado. 

Con el tema “Humanizando la justicia: Acuerdos y medidas implementadas en materia de violencia de género y pensión alimenticia ante la actual contingencia sanitaria”, por iniciativa del Magistrado Presidente Eduardo Pinacho Sánchez, el Poder Judicial inició una serie de foros itinerantes virtuales para abordar temas sensibles y su atención en esta fase de emergencia.

En la primera transmisión, el magistrado Reyes Hernández; la jueza Primero de lo Familiar del Centro, Leticia Meneses Concha, y la encargada del Fondo para la Administración de Justicia, Licenciada Lucía Anameli Martínez Salazar, junto con la Directora del Centro de Justicia para las Mujeres (Cejum), Maestra Jhazibe Valencia de los Santos y la Coordinadora Estatal de Licenciadas en Derecho de la Barra Oaxaqueña de Abogados y Pasantes de Derecho Independientes, Licenciada Claudia Rosario Díaz, intercambiaron opiniones en torno a la protección de grupos vulnerados.

El integrante de la Sala Familiar reiteró que el Poder Judicial ha emitido cinco Acuerdos Generales conjuntos con relación a la actividad de la institución en esta pandemia, entre ellos, el Acuerdo 3/2020, en el que se establecieron lineamientos para la atención de promociones, solicitudes y demandas en materia familiar.

Entre estos, se consideran como casos urgentes, que deben ser atendidos sin demora, los juicios de alimentos, trámites sobre pago o cumplimiento de pensiones alimenticias por parte del deudor alimentario y todas aquellas acciones para evitar que los deudores, patrones y centros de trabajo suspendieran el pago de pensiones de alimenticias.

Atienden 250 trámites

Asimismo, se ordenó la atención a juicios, procedimientos o actos relacionados con violencia contra la mujer, niñas, niños y adolescentes; guardia y custodia, separación provisional de cónyuges y órdenes de protección, por estar en juego los derechos esenciales para la seguridad y subsistencia de los sectores de vulnerabilidad.

En este sentido, el magistrado Reyes Hernández explicó que resultado de la operación de 51 Juzgados Familiares, Civiles con competencia Familiar y Mixtos de Primera Instancia, del 4 de abril al 16 de mayo se atendieron 843 asuntos; entre ellos, 302 pagos de pensiones alimenticias; 92 certificados de depósito de pensiones alimenticias, 22 órdenes de protección, 27 separaciones de cónyuges, 44 solicitudes de convivencia; 125 solicitudes de guardia y custodia y 231 casos más de diferente índole.

Respecto a la labor del Fondo para la Administración de Justicia, se atendieron 250 trámites relacionados con la recepción y pagos de pensiones alimenticias.